Global Staffing Outsourcing Maquila de Nómina EyeDetect

Salario emocional: tu mejor aliado para evitar rotación de personal

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El salario emocional, se refiere a todas aquellas retribuciones no económicas que el trabajador puede obtener de la empresa. Tiene el objetivo de moldear de forma positiva la imagen que se tiene sobre el ambiente laboral e incrementar la productividad y el compromiso al sentir satisfechas sus necesidades personales, familiares o profesionales. Implementar estrategias de salario emocional en tu empresa ayudará a que los trabajadores se sientan más a gusto y trabajen con un compromiso mayor, disminuyendo las pérdidas y reteniendo el talento. Los colaboradores se hacen más fieles a la empresa y disminuye el índice de absentismo.

Se estima que en Estados Unidos las empresas pierden de 450 a 550 billones de dólares por tener empleados poco comprometidos, provocando la rotación de personal y un alto índice de absentismo. México  se coloca como el país con mayor insatisfacción laboral en América Latina, ya que solo el 12% de los trabajadores se encuentra feliz en su trabajo actual. A continuación te diremos algunos ejemplos acerca de como emplear el salario emocional en tu empresa:

Plan de carrera profesional:  Esta es considerada como la alternativa más motivadora para un 60% de los empleados. Es un proyecto de formación individual del trabajador en donde se le brinda capacitación o enseñanzas fundamentales para su desarrollo en la empresa, proyectando un plan de crecimiento personal y profesional.

Planes de reconocimiento:  Reconocer durante alguna junta de trabajo o evento corporativo cuando alguien ha hecho un buen trabajo, puede ser un excelente incentivo no sólo para que el departamento o persona en cuestión continúe esforzándose diariamente, sino también para elevar la competitividad y con ella el desempeño de todas las personas que colaboran en la organización. Además de realizar reconocimientos informales, es recomendable establecer un sistema oficial para no pasar avances por alto e incluso implementar recompensas.

Esquemas de participación: Crear esquemas que fomenten la participación de los trabajadores en la toma de decisiones permite que se sientan informados sobre el acontecer diario de la empresa y genera un mayor nivel de compromiso con sus labores cotidianas, ya que perciben con mayor claridad la importancia de su esfuerzo para el funcionamiento correcto de la compañía.

Horarios flexibles:  Los horarios de trabajo son cada vez más extensos y agotadores. Esto hace que a los trabajadores se les complique mantener un equilibrio entre su vida personal y sus actividades laborales. Al implementar horarios flexibles los colaboradores tienen una mayor libertad para fijar su horario de entrada/salida, basándose en su propia experiencia y ponderación de prioridades. Al sentir la libertad de decidir en cuanto a sus horarios, los colaboradores sentirán una mayor responsabilidad de estar presentes el tiempo necesario y ser más eficientes durante el mismo.

Trabajo desde casa:  También es conocido como “Home Office”. Es una práctica que va en aumento y ayuda a reducir los tiempos de desplazamiento, brindando comodidad para el empleado y bajando costos fijos para la compañía. Se estima que para el 2020 el 29% de los empleados trabaje desde casa. Si bien esta práctica es funcional para un determinado tipo de trabajo  y no incluye los beneficios de tener al equipo reunido en un mismo lugar, vale la pena considerarse para ciertos puestos o como una opción para los empleados que se reporten enfermos o tengan algún inconveniente.

Otras maneras de implementar el salario emocional en tu empresa son guarderías, transporte gratuito, espacios de distracción en la empresa como salas de descanso o de juegos, gimnasios, etc.